Saltar al contenido

Creps (crepes)

Los creps pueden ser un postre fácil o merienda energética. Ricos en hidratos de carbono de absorción lenta, proteínas de elevado valor biológico y calcio.

Puedes preparar una merienda infantil acompañando estos creps con un zumo de naranja.

Foto de la receta

Ingredientes

  • 100 g harina
  • 300 g leche
  • 1 huevo
  • sal
  • aceite o mantequilla
Personas: 3  
Tiempo: 20 minutos  
Dificultad: Fácil

Calienta una sartén vieja con media cucharada de aceite o de mantequilla. Si utilizas una de 24 cm de diámetro te saldrán 9 ó 10 creps.

En una jarra pesa 300 g de leche, añade 100 g de harina, 1 huevo y una pizca de sal. Mezcla en un minuto con la ayuda de una batidora eléctrica.

Cuando esté la sartén esté muy caliente, inclínala y vierte por la zona elevada un cucharón de la mezcla. Mueve la sartén de manera que se cubra toda la superficie con una fina capa de masa.

Cuando se doren y despeguen los bordes del crep y con la ayuda de una espátula, voltea el crep para que se dore por el otro lado. Retira y coloca plano sobre un plato.

Añade una cucharadita de aceite para cada nuevo crep que quieras preparar y apílalos en el mismo plato.

Listas, ya las puedes espolvorear con un poco de azúcar moreno o untar con mermelada, crema de cacao, crema pastelera. Pliégalos de manera que formes un abanico o enróllalos y sírvelos caliéntes.

Existe la variedad sabrosa de las filloas, sustituyendo una parte de la leche por sangre líquida de pollo o conejo. Espolvoreadas con azúcar resultan deliciosas.

Publicado el Categorías Postres

Acerca de Ana González-Román Ferrer

Diplomada en Nutrición humana y dietética por la Universidad de Barcelona. Postgrado en fitoterapia: plantas medicinales y salud por la Universidad de Barcelona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.