Saltar al contenido

Salmón a la plancha

El salmón es un pescado graso (pescado azul) recomendable en la dieta de las personas con enfermedades cardiovasculares.

Pescado rico en proteínas, ácidos grasos insaturados, acompañado de aceite de oliva virgen AOVE aumentará su potencial protector cardiovascular.

El salmón a la plancha se puede acompañar con una guarnición de espinacas a la catalana y el menú completarse con un primer plato de arroz a la cazuela y fruta como postre.

Foto de la receta

Ingredientes

  • 200 g salmón abierto a lo largo y sin espinas
  • aceite de oliva
Personas: 2  
Tiempo: 10 minutos  
Dificultad: Muy fácil

Una de las mejores formas de preparar el salmón es a la plancha. Mientras se calienta mucho la plancha unta con unas gotas de aceite la cara sin piel de los trozos. Coloca los trozos en la plancha 1º por ésta cara sin moverlos (pues suele quedar pegado). A los 3 ó 4 minutos dales la vuelta con un rasero hasta que se despeguen con facilidad, cuando se les ha formado una pequeña costra. 3 ó 4 minutos por cada lado, en función del grosor, suele ser suficiente. Come el salmón a la plancha con pan y un chorrito de aceite de oliva (preferiblemente virgen AOVE).

Se pueden preparar de esta manera tanto lomos como colas de salmón desespinadas.

Publicado el Categorías Segundos

Acerca de Ana González-Román Ferrer

Diplomada en Nutrición humana y dietética por la Universidad de Barcelona. Postgrado en fitoterapia: plantas medicinales y salud por la Universidad de Barcelona.

Enlaces relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.