Saltar al contenido

Cuscús (cous-cous) con verduras y pollo

El cuscús, es un plato de la rica cocina mediterránea. Una base de pasta, verduras variadas, AOVE y poca carne. Aromatizado generosamente, las especias nos acercan a la cultura musulmana que tanto utiliza.

Esta receta aporta hidratos de carbono de absorción lenta, poca proteína de alto valor biológico, vitaminas del grupo B, hierro, antioxidantes variados en función de las especias utilizadas y vitamina E entre otras.

Esta receta de cuscús constituye un plato único por lo que puedes completar un menú equilibrado si sirves un zumo de tomate aliñado como entrante, una pieza de fruta de temporada como postre y un yogur.

Foto de la receta

Ingredientes

  • 280 g sémola de trigo duro moyen o sémola para cuscús precocida
  • 300 ml caldo de ave desgrasado
  • 2 cebollas
  • 1 pimiento rojo pequeño
  • 3 pimientos verdes
  • 1 pechugas de pollo (o restos de pollo asado) opcional
  • 2 zanahorias
  • 1 calabacín
  • 1 cucharada de uvas pasas
  • 1 diente de ajo
  • Aceite de oliva virgen
  • Especias (jengibre, tomillo, albahaca, canela, azafrán, perejil, pimentón, pimienta molida, etc)
Personas: 5  
Tiempo: 1 hora  
Dificultad: Fácil

Preparar cuscús a la manera tradicional requiere de una cuscusera (vaporera) y aunque aseguran que el sabor no es el mismo, preparado como sigue a continuación está para chuparse los dedos.

Comprueba en un vaso medidor el volumen de cuscús que quieres preparar. Toma el mismo volumen de caldo que de cuscús y llévalo a ebullición. Cuando hierva, viértelo sobre la sémola meneando suavemente para escaldar los granitos. Deja reposar tapado, se absorberá todo el caldo.

Limpia y trocea un par de cebollas y un diente de ajo. Ponlas a pochar en una sartén con una cucharada de aceite de oliva virgen. Añade media cucharadita de canela en polvo y una cucharada de uvas pasas. Si lo tapas y lo mantienes a baja temperatura conseguirás cebolla caramelizada

En otra sartén saltea con poco aceite los pimientos troceados. Cuando estén suavemente dorados reserva.

Si dispones de un rallador, ralla el calabacín y las zanahorias. Si no dispones de un rallador grueso, córtalo en juliana con la ayuda de un cuchillo.

En la misma sartén saltea las zanahorias y calabacín rallados aromatizándolos con las especias sugeridas u otras de que dispongas

El cuscús te puede servir para aprovechar restos de pollo asado. Así que trocéalo para luego calentarlo con las verduras.

Cuando tengas todas las verduras salteadas y la cebolla caramelizada, mézclalo añadiendo también el pollo troceado. Pero puedes eliminar este ingrediente si prefieres que la receta sea vegetariana.

Sirve el cuscús escaldado en un gran plato en forma de montaña para colocar sobre él el acompañamiento.

Comedlo caliente para disfrutar plenamente de su sabor y sobretodo de su aroma.

Publicado el Categorías Platos únicos

Acerca de Ana González-Román Ferrer

Diplomada en Nutrición humana y dietética por la Universidad de Barcelona. Postgrado en fitoterapia: plantas medicinales y salud por la Universidad de Barcelona.

Enlaces relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.